# perdiendo.org/museodemetralla

entraron en mi cabeza (201) | libros (20) | me lo llevo puesto (7) | pelis (2) | Renta básica (9) | series (6) | escasez (2) | frikeando (94) | arduino (1) | autoreferencial (11) | bici (1) | esperanto (4) | eve online (3) | git (2) | GNU/linux (4) | markdown (7) | nexus7 (2) | python (7) | raspberry pi (3) | vim (1) | wordpress (1) | zatchtronics (3) | hago (751) | canciones (153) | borradores (7) | cover (42) | el extremo inútil de la escoba (2) | elec (1) | GRACO (2) | guitarlele (11) | ruiditos (11) | Solenoide (1) | fotos (37) | nanowrimo (3) | novela (26) | criaturas del pantano (5) | el año que no follamos (12) | huim (5) | rehab (4) | poemas (352) | Anclajes (15) | andando (3) | B.A.R (7) | Canción de cuna para un borracho (38) | Cercos vacíos (37) | Cien puentes en la cabeza (7) | Conejo azul (6) | Contenido del juego (5) | De tiendas (3) | del pantano (3) | Destrozos (2) | Epilogo (4) | Fuegos de artificio (5) | Imposible rescate (15) | Jugando a rojo (7) | Libro del desencuentro (2) | Lo que sé de Marte (11) | Los cuentos (21) | Montaje del juego (5) | Orden de salida (4) | palitos (31) | Piernas abiertas (7) | Poemas medianos (12) | Privado de sueño (7) | rasguemas (5) | Tanto para nada (17) | Todo a 100 (2) | Uno (4) | relatos (96) | anatemas (9) | orbital (2) | prompts (8) | vindicaciones (103) | perdiendo (1.684) | atranques (1) |

había barro

al otro lado del espejo.

Se habían ido quedando calvos de ganas,
huérfanos de cosas que mirar,
de sitios a los que ir y tomar algo.

Habían esponjado primero y triturado después
todos los puntos de interés curístico.
Ya no quedaban esos puntos rojos en el mapa.
Nada hubo mejor que nada y nada podía serlo.

Esclavos del
pan
la carne
el ajo
y el pescado

era milimétricamente eso lo que les había quedado.

Rotores, pernos, engranajes duros que machacan
tu llama
sitiando por hambre el cerebro.

Asfixia por sobredosis.
Sobredosis como pantalla de humo.

Puedes hacer lo que quieras.
Si eres capaz de permitírtelo.
Nada es gratis, ni siquiera el sol.

De entre todas las cosas,
mucho menos el sol que todas
y cada una
de las demás.

Y menos aún el tuyo.
El propio.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.